La Asombrosa Paradoja de Comer en Exceso
Resource

La Asombrosa Paradoja de Comer en Exceso

By Jason Fung, M.D.

Influencia del "Termostato de Grasas" al Cuerpo en la Pérdida de Peso

•         El porcentaje de grasa corporal se controla como un termostato, que determinará si adelgazamos o no

•         Cuando perdemos peso, nuestro cuerpo intenta recuperar ese peso aumentando el hambre y disminuyendo la tasa metabólica basal

•         De manera similar, cuando aumentamos de peso, nuestro cuerpo intenta perderlo disminuyendo el hambre y aumentando la tasa metabólica basal

Por Jason Fung, M.D., Cofundador de The Fasting Method. Traducido por Rosa Nuño Valdez.

La mayoría de la gente piensa que comer demasiado provoca obesidad y comer menos nos permitirá perder peso. Si esto fuera correcto, cuando sobrealimentas a los sujetos experimentales, estos deberían de aumentar de peso de manera constante. Fácil de probar, ¿verdad? Eso es lo que también pensó el doctor endocrinólogo Ethan Sims a fines de la década de 1960 en sus famosos experimentos de sobrealimentación.

El reclutó a estudiantes universitarios para participar en su experimento de comer en exceso. Todo el mundo pensó que sería pan comido. No hay problema con la comida. Pero, sorprendentemente, no fue tan fácil obligar a estas personas a comer en exceso y aumentar de peso. Para aquellos de ustedes que alguna vez han intentado alimentar a un bebé que grita y se niega (porque pensaron que podría morir de hambre), saben de lo que estoy hablando. O tal vez piensa en la última vez que te llenaste hasta los dientes en el buffet local. Luego trata de imaginarte comerte otras 2 chuletas de cerdo. Sí, no es tan fácil. Una vez que nos llenamos, no es fácil forzar más comida. El simple pensamiento te da náuseas.

Así que el Dr. Sims abandonó rápidamente esa ruta y, en cambio, obligó a los convictos de la prisión estatal de Vermont a ser sus sujetos experimentales. Las actividades físicas también se controlaron estrictamente para que no pudieran eliminar el exceso de calorías. Inicialmente, los presos fueron alimentados con 4.000 calorías / día. Pensaron que era suficiente, pero sucedió algo curioso. La gente comenzó a aumentar de peso inicialmente, pero luego se estabilizó.

Entonces, con una combinación de curiosidad científica y un control ético relajado (hola– ¿consentimiento informado?), se obligó a algunas personas a comer más de 10.000 calorías por día. ¡10.000 calorías por día! Un hombre solo ganó 10 libras con todo eso. Sin embargo, la mayoría de la gente ganó más del 20% del peso corporal. ¿Qué pasó con su gasto energético total (GET)? Aumentó en un 50%. El cuerpo estaba tratando de quemar todas esas calorías adicionales.

Eso parece razonable. Imagina que tienes una chimenea en la que usas 1 pieza de leña todos los días. Ahora, de repente, obtienes 5 piezas de madera por día, todos los días. ¿No empezarías a usar un poco más de madera? Por supuesto. El cuerpo aumenta el GET y nos sentimos muy bien.

Cuando terminó el experimento, los investigadores se sorprendieron por la rapidez con la que el peso corporal volvió a la normalidad. Cuando se dejó a su propia elección, la mayoría de las personas comieron muy poca comida y su peso volvió rápidamente a su peso normal. Por lo tanto, el simple hecho de comer más calorías por sí solo NO conduce a un aumento de peso a largo plazo. El porcentaje de grasa corporal actúa como un termostato. Aunque el peso corporal puede superar temporalmente el peso establecido, rápidamente se reduce a la normalidad.

 Veamos un experimento más reciente: Respuesta metabólica a la sobrealimentación experimental en voluntarios sanos y delgados y sanos con sobrepeso Am J Clin Nutr Oct 1992; 56 (4): 641-55 Diaz EO

Los sujetos fueron sobrealimentados en un 50% durante 6 semanas y luego monitoreados durante otras 6 semanas usando una dieta que contenía 46% de carbohidratos. El peso aumentó durante las primeras 6 semanas hasta por 15 libras. Pero durante las siguientes 6 semanas, el peso corporal volvió a la normalidad rápida y automáticamente.

Cambios en el Gasto Energético Total

Utilizando agua doblemente etiquetada y calorimetría indirecta para medir el GET, los investigadores encontraron que a partir de un GET promedio inicial de 13,2 MJ / día, las tasas metabólicas aumentaron 1,4 MJ / día (alrededor del 10%) hasta 15,0. En otras palabras, el cuerpo está aumentando el gasto de energía para quemar este exceso de calorías que ingresa. Después del período de sobrealimentación, el GET disminuyó a 13,1 MJ / día. El peso volvió a la normalidad y el GET volvió a la normalidad también.

Sobrealimentación Experimental

Del artículo “llegamos a la conclusión de que había evidencia de que un sensor fisiológico era sensible al hecho de que el peso corporal se había alterado y estaba intentando restablecerlo”. En otras palabras, parece que hay un peso corporal establecido (PCE). Centrarse solo en las calorías es una estrategia perdedora porque el cuerpo resiste los cambios a la grasa corporal. En cambio, la pregunta importante es esta: ¿qué controla el peso corporal establecido? La respuesta son las hormonas. No podemos simplemente restringir las calorías. Necesitamos ajustar este peso establecido.

El Experimento de las 5000 Calorías

En un giro moderno a los experimentos clásicos de comer en exceso, Sam Feltham decidió realizar un experimento absolutamente fantástico en sí mismo. Comería 5.794 calorías por día de una dieta baja en carbohidratos y alta en grasas (BCAG) durante 21 días con un desglose de macronutrientes de 10% de Carbohidratos, 53% de Grasas y 37% de Proteínas. Según los cálculos estándar de calorías, debería haber ganado 7,3 kg de grasa (línea amarilla en el gráfico de arriba). Sin embargo, el aumento de peso real fue de sólo 1,3 kg. Lo que es más interesante es que la circunferencia de su cintura bajó 3 cm, lo que significa que incluso cuando aumentó algo de peso, gran parte de esa circunferencia es masa magra.

Un exceso de calorías por sí solo no es suficiente para producir un aumento de grasa. Las cosas son mucho, mucho, mucho más matizadas que una escala simple de Calorías Ganadas vs. Calorías Perdidas.

El Desafío de Carbohidratos

 Luego, Sam cambió su dieta a una dieta ‘equilibrada’ al estilo de la ‘Asociación Americana de la Diabetes’ en el absolutamente brillante Desafío Carbohidratos de 21 días y 5000 calorías. Durante 21 días, consumía 5.793 calorías diarias de alimentos “falsos”, en su mayoría cereales refinados y azúcares. El desglose de macronutrientes es 64% de carbohidratos, 22% de grasa, 14% de proteína. Curiosamente, esto no es muy diferente de lo que la mayoría de las “autoridades” nutricionales nos recomiendan. Entonces, por la misma cantidad de calorías, ¿aumentaría o bajaría de peso?

Siguiendo las recomendaciones dietéticas estándar, su aumento de peso refleja casi exactamente lo predicho por la fórmula de calorías: aumento de peso de 7,1 kg (15,6 lb). La circunferencia de la cintura aumentó 9,25 cm, lo que indica que de hecho está ganando grasa. Para la misma cantidad de aumento calórico total, una dieta – dieta de alimentos naturales, baja en carbohidratos y alta en grasas (BCAG) – produjo pérdida de grasa (disminución del tamaño de la cintura). Por otro lado, una dieta estándar alta en carbohidratos estilo ‘Asociación Americana del Corazón’ produjo un aumento de peso de 15 libras.

El Peso Corporal Establecido

La única forma que podemos perder peso con éxito a largo plazo es reducir el Peso Corporal Establecido (PCE), el ‘termostato’ del peso corporal en lugar de centrarnos solo en las calorías. El PCE actúa como un termostato de grasa corporal: actúa para aumentar la grasa corporal si perdemos peso y disminuye la grasa corporal si aumentamos de peso.

 Considera una analogía. Supón que ajustas el termostato de tu casa a 30 ° C, lo cual es muy caliente e insoportable. Para enfriar tu casa, ahora traes un acondicionador de aire. Esto enfría un poco la casa, pero luego el termostato enciende el calefactor para que el aire acondicionado y el calefactor estén constantemente peleando entre sí.

Así es como nos acercamos actualmente a la pérdida de peso. Cortamos calorías, pero ignoramos el PCE controlado hormonalmente. Intentas perder peso mientras tu cuerpo intenta recuperar ese peso. Tenemos hambre y nuestro metabolismo comienza a apagarse.

¿No sería mucho, mucho más fácil ajustar el termostato a 21 ° C, una temperatura agradable, en lugar de luchar constantemente con nosotros mismos? La razón por la que las dietas son tan duras es que constantemente luchamos contra nuestro propio cuerpo. Comprender los fundamentos hormonales del aumento de peso nos permitirá comprender cómo controlar el PCE y perder peso de manera efectiva.

Para más información, ver El Código de la Obesidad.

Obtenga más información sobre el Té Piqué para Ayunar.

Consulta a The Fasting Method para obtener la educación y apoyo que necesitas para empezar a ayunar.


Jason Fung, M.D.
By Jason Fung, M.D.

Jason Fung, M.D., is a Toronto-based nephrologist (kidney specialist) and a world leading expert in intermittent fasting and low-carb diets.

Share this article with a friend
More articles you might enjoy...More Blogs